Las chicas buenas van al cielo, las malas van a todas partes.

by Benetton Blogger on: Agosto 14th, 2012

Esa frase célebre, que seguro conoces porque está hasta en las playeras que venden como souvenir en cualquier playa, es una frase de Helen Gurley Brown, quien fuera editora de la revista Cosmopolitan durante más de treinta años. En un plazo de dos semanas hemos lamentado la partida de dos leyendas del mundo editorial y la moda: Anna Piaggi la semana pasada y Helen Gurley Brown ayer.

Sex and the Single Girl: El sensacional betseller que destruye el mito de que una chica debe estar casada para disfrutar una vida satisfactoria. Por Helen Gurley Brown.

Helen Gurley Brown se convirtió editora en jefe de Cosmopolitan en 1965, cuando la revista estaba en sus peores momentos, y bajo su liderazgo la Cosmo llegó a ser la sexta revista más leída en Estados Unidos. A partir de 1997 y hasta ayer (a sus 90 años) Helen fue la editora general de todas las ediciones de Cosmopolitan en el mundo.

A la Cosmo hay que mirarla con los ojos de las generaciones anteriores. Su slogan “para la mujer que lo quiere todo” implica toda una revolución. Era una revista para mujeres que podían tener amor, sexo, dinero y éxito en el trabajo. Independientemente de tener un esposo o no. Ella es la precursora de la generación Sex & The City. Quizá las jóvenes de hoy día (no todas tampoco) han superado esos dilemas, pero ello se ha debido a una gran cantidad de factores y creemos que podemos contar entre ellos el trabajo de mujeres como Helen Gurley Brown.

Descanse pues, en paz. En el cielo o en “todas partes”.

Imágenes e información general:
Aldo en los tiempos de la Haute Couture.

 
 

leave your comment