Game Over // Cuando apenas estabas entrando en calor

by Benetton Blogger on: Mayo 27th, 2011

La Ciudad de México se vuelve el mejor escenario para el lanzamiento del videojuego más esperado: La Vida Entre Semana. Resulta atractivo el despertartrabajardormirdespertar abrazado por una selva de concreto que hasta al mismísimo Donkey Kong le daría envidia. ¿Rutina? No, al contrario. Vives en una gran aventura en la que debes de pasar de niveles y tener las mejores habilidades en este gameplay en alta definición. Simplemente el tratar de apagar el despertador por las mañanas (madrugadas) se vuelve en una actividad de 25 puntos. Ahí, en ese momento, es cuando en tu mente rebota la canción “No me destruyas”, de Zoé (claro, en su versión Unplugged). ¡Felicidades! Conseguiste tus primeros 25 puntos.

No importa el transporte que uses, sea público o privado, pero la adrenalina llega a su mejor momento. 08:00 a.m. y esa imagen del Need for Speed simplemente es estática. El llegar a tiempo a tu destino se le asigna 35 puntos. Curioso, mientras volteas a tu alrededor te das cuenta que a los de a lado están jugando a Grand Theft Auto… Prefieres subir el volumen a “Mátenme porque me muero”, de Caifanes; en esta ocasión no te ganaste los 35 puntos.

Una jornada laboral de ocho horas se recompensa con 55 puntos, y si trabajas horas extras… se recompensa igual. Aquí es cuando debes de hacer gala de tus estrategias, transformarte en el Master Chief, de Halo, para que con la mirada, detectes los problemas o a ese “compañero” oportunista (y chismoso) para jalar el gatillo de tu shooter favorito; sí, después de una buena puntería retumba la letra de la canción “Un poco de sangre” de La Maldita Vecindad. Por algo se llama “trabajo”, es lo que cuesta y esos 55 puntos te los guardas en tu portafolio.

La famosa rana de Frogger se queda atónita ante el mar de autos de esta hermosa Ciudad de México, finalmente cruzas la calle para tomar rumbo a tu anhelado regreso. Las gráficas y sonido surround son espectaculares, un videojuego que vibra en cada movimiento y en el que quieres llegar primero a la meta. Si alcanzas ese objetivo, 35 puntos serán tu premio. Sólo tienes el 1% de probabilidad de obtener estos puntos en este nivel ya que para superarlo, necesitas catalogarte como Experto. No tienes de otra más que dejarte llevar –cual Kinect– al ritmo de “Chilanga Banda”, de Cáfe Tacvba.

Ya en tu destino, cansado y con los ojos rojos de tanto jugar, prefieres abrir el refrigerador para preparar la cena. ¡Sorpresa! Te das cuenta que Pac-Man cenará mejor que tú: unas cerezas (y un fantasma). Tu múltiple personalidad se ve reflejada en Shang Tsung de Mortal Kombat para hacer un Fatality al primero que se te ponga en frente. Prefieres descansar y arrullarte con el sabio canto de Don Jorge Negrete en “México, lindo y querido” mientras una voz robótica te interrumpe para decirte: “Game Over. Try Again?”.

***

Las emociones de vivir en la Ciudad de México, descritas por nuestro invitado de hoy: Álex Carranco Aréchiga, jefe de redacción en Rolling Stone. Conócelo mejor en Twitter: @AlexCarranco

 
 

1 comentario

 Entrevista con Regina Solórzano

by Benetton Blogger on: Mayo 20th, 2011

Estamos muy contentos porque hoy recibimos a Regina Solórzano, egresada de la Licenciatura de Cine y Televisión de CENTRO. Platicamos un poco con ella sobre la labor de un director de cine, nos contó sobre el panorama para un recién egresado de una carrera como la que ella estudió y en general sobre la situación del cine en México. Y por supuesto también nos contó sobre Ojos que no ven, cortometraje de su autoría con el que se graduó de la carrera y que fue presentado en la Cineteca Nacional. Pero basta de introducciones.

¡Hola, Regina! ¿nos podrías contar un poco qué haces ahora que egresaste de CENTRO?
Pues acabo de entrar a trabajar al área creativa de MTV desde hace un par de meses, es un trabajo que me está permitiendo hacer buenos contactos, además de que puedo seguir “freelanceando” en algunos rodajes, siempre y cuando me sepa organizar. La mayoría de veces entro como asistente de dirección, es mucha chamba, pero al final me encanta.

Suena como que no paras jamás ¿es difícil, para un egresado de una carrera como la tuya, insertarse en el ámbito laboral?
Pues si y no, creo que tiene que ver mucho con la disposición y las ganas de querer trabajar de cada quien. Es importante entender que en esta profesión hay que tener mucha paciencia mientras uno gana experiencia y poco a poco va construyendo una trayectoria, a veces toma mucho tiempo. Habrá quien termine la carrera y ya esté dirigiendo su opera prima, para mi gusto dirigir un largometraje es un gran reto y creo que hay que estar preparado y haber trabajado como dicen ¨hasta jalando cables¨ para poder afrontarlo. Por eso por ahora me gusta asistir dirección, estar cerca de directores te abre el panorama y te da una buena idea de la gran responsabilidad que implica dirigir.

¿Porqué decidiste estudiar cine?

Desde muy chiquitos el cine siempre fue el tema de conversación en mi casa y siempre le tuve un gusto especial, pero hasta mi tercer semestre en la carrera estuve realmente segura de que quería dedicarme a esto. Cuando uno comprende la diferencia abismal entre ver y hacer cine, todas las dudas se aclaran lo quieres o ya no lo quieres. No existen los puntos intermedios, para hacer cine te tienes que aventar por la ventana y para hacer eso debes de estar realmente seguro.

Te voy a preguntar esto antes de hablar de “Ojos que no ven” ¿Crees que el cine debe “cumplir” con una función dentro de la sociedad? ¿cuál dirías que es esa función?

Escuchamos la palabra cumplir y no la queremos para un arte tan libre como es la cinematografía, vamos al cine buscando libertad no educación. Creo que hacer una película que su fin último conste de dar una buena lección sería un gran error, lo que sí creo es que cuando el contenido es honesto y se sustenta por si solo puede generar un impacto tal que repercuta en la sociedad. Debemos de aprovechar que el cine se ve y que está en manos de los creadores contar historias relevantes que nos muevan como núcleo social. Sería como tener el micrófono en la mano y no decir nada trascendente. Creo que un buen cineasta no debe de limitarse a exponer lo que piensa, pero siempre consciente de que el espectador puede o no compartir su pensar. Es un trabajo de exposición no de imposición en donde el pensar subjetivo debe construirse como objetivo para después volverse subjetivo en los ojos de quien lo ve.

“Ojos que no ven” es una historia cruda que explora asuntos de género ¿Estarías de acuerdo con esa afirmación?¿Crees que un director de cine debe tener un discurso y una responsabilidad moral?
Totalmente. Desde que comencé a escribir el guión supe que me estaba metiendo con una temática controversial, pero más que eso un asunto que ya ha sido tratado muchas veces en pantalla, que a ojos de muchos espectadores solo ha desprestigiado la imagen de México en otros países y ha “encasillado” al cine mexicano en ese tipo de discursos. Pero retomando lo que dije con anterioridad, creo que cuando el discurso es honesto y pesa por si solo todo lo demás deja de importar. Esta historia lejana a los juicios de valor, busca un solo objetivo; presentar la realidad tal y como es. Creo que la historia ya es suficientemente cruda por sí sola, por eso busque siempre mantenerme un pequeño paso atrás sugiriendo en muchos momentos lo que sucede, evitando ser redundante que creo que es justamente el elemento que nos da esta sensación de “autoflagele” cuando vemos este tipo de historias. La gran virtud de este corto, radica en la perspectiva desde la que se cuenta la historia, en donde a pesar de contar con un crudo final nunca juzgamos al personaje, mejor aun hasta podríamos llegar a comprenderlo. Creo que si el director de cine no tiene un propio discurso entonces no tiene nada y que su responsabilidad moral es con la sociedad pero sobretodo con su forma de pensar.

Ahora que mencionas el supuesto desprestigio de su imagen y su “encasillamiento” como tu dices ¿cómo ves la situación del cine en México?
Creo que va para arriba, no tan rápido como quisiéramos pero va por buen camino. Hay excelentes cineastas mexicanos con grandes historias que contar, muchas veces proyectos que no llegan a su realización por falta de presupuesto, pero por otro lado creo que tampoco podemos estar en espera de que la situación económica sea la más apta. Se debe de encontrar la manera de seguir haciendo cine dentro de las limitantes económicas que rodean a la industria en este país. Solo así el cine seguirá siendo un arte vigente en México con todas las posibilidades de ser cada vez mas tomado en consideración.

¿Y qué quieres hacer en el futuro?

Pues por ahora trabajar mientras aplico para hacer la maestría en dirección de actores y actuación. Creo que es vital que un director sepa actuar para contar con amplias herramientas para dirigirse a sus actores y no sentirse limitado en ningún momento por sus propias barreras emocionales. Soy muy fan de la música también, así que tampoco descarto la idea de abrir esa puerta, al final creo que las tres son disciplinas que se complementan y me encantaría poder combinarlas en algún punto.

Regina, muchísimas gracias por concedernos tu tiempo ¿hay algo más que quieras añadir?

Pues muchas gracias por invitarme a participar en su blog y espero que siga abierta la puerta a nuevos proyectos de cine.

Por cierto, nosotros en el blog también lo esperamos, siempre estamos buscando jóvenes con propuestas y nos encantan las artes en general. ¿Ustedes que opinan, lectores queridos?

 
 

Leave your comment

 Mi viaje por Noiselab

by Benetton Blogger on: Mayo 6th, 2011

Hoy estamos muy contentos en este blog porque recibimos a la primera de muchos invitados que nos acompañarán cada mes. En esta ocasión se trata de Annia Ezquerro, coordinadora de moda de Harper’s Bazaar México, blogger y conductora en Noiselab, un proyecto que “gira alrededor de la música, medios digitales y la cultura pop”. Pero no hablamos más y dejamos que sea la misma Annia quién nos presente lo que hace.

Imagen de previsualización de YouTube

“Hola Annia, me llamo Corina y hablo para saber si estás interesada en hacer casting para un programa de moda para Noiselab TV”.

Así empezó mi romance con la conducción. Nunca me he considerado especialmente buena ante las cámaras fotográficas y mucho menos frente a las de video. No es que crea que te roban el alma, sólo me hacen sentir nerviosa y además, nunca aprendí a posar. Sin embargo, después de ese primer y agitado casting, me seleccionaron como la afortunada conductora de Chick Trick, el segmento de moda para el nuevo formato de Noiselab en televisión. T-e-l-e-v-i-s-i-ó-n. Bueno, televisión por internet, un live-stream. Noiselab siempre se ha caracterizado por ser moderno y vanguardista en todos sus proyectos y también en la música que eligen. Firmar grupos misteriosos, organizar eventos aventurados y tener colgada la frase “music non stop” (hecha en luz neón color rojo incandescente) en la entrada de sus oficinas. No en balde a Héctor Mijangos, amo y patrono de Noiselab, lo llaman Papá Robot. Pero bueno, lo emocionante de estar en Chick Trick es que he podido entrevistar a los protagonistas actuales de la moda mexicana, como Julia y Renata, Mancandy, Ale Quesada. También a las grandes personalidades internacionales, como la misteriosa Diane Pernet cuando presentó ASVOFF, al genio maravilloso de Charlie Le Mindu y a las talentosísimas Dieppa Restrepo. Me encanta la idea de poner información de moda disponible para todos. Dar las noticias relevantes, reportar las tendencias de cada temporada, presentar nuevas tiendas y nuevos talentos…pero, lo que realmente me gustaría lograr es que los mexicanos reflexionemos y nos cuestionemos al respecto y que la moda se convierta en un tema mas teórico y profundo, mas allá de los shootings bonitos, las fiestas divertidas con alcohol gratis o la competencia de ver quién tiene Lo Más Nuevo.

 
 

1 comentario